omo-dejar-de-ser-esclavo-del-dinero
Ganar dinero

Cómo dejar de ser esclavo del dinero

El 80% de los profesionales afirman que odian sus trabajos pero tienen que seguir en ellos por un solo motivo: el dinero. Se han convertido en esclavos de su salario porque como no pueden sobrevivir sin él.

Tener que trabajar 5 días a la semana en algo que odias solo para poder pagar tus gastos es un pésimo negocio. Y sin embargo, es la realidad de la mayoría de los profesionales. La pregunta es: ¿Qué opciones tienen para cambiar su situación?

Básicamente dos: cambiar de trabajo o cambiar de hábitos para ahorrar más dinero y dejar de ser esclavos de su salario.

Cómo dejar de ser un esclavo del dinero

La mayoría de las personas que conozco apenas ahorran dinero sea cual sea su salario. Es una realidad. Ahorrar no es difícil, simplemente la mayoría de la gente tiene malos hábitos. La cuestión por tanto, es cambiar esos hábitos de la manera menos dolorosa posible.

Lo primero es lo primero: tienes que cambiar tus hábitos

Si lees cualquier web de economía o finanzas, te recomendarán básicamente hacer un control de tus gastos. Seguir tus gastos es un consejo que suena bien en la teoría, pero es difícil de llevar a la práctica. Primero porque consume una gran cantidad de tiempo y segundo difícilmente te dará resultados.

No sé tú pero yo no quiero tener que vigilar la cuenta corriente si estoy de vacaciones en Polinesia. De hecho no lo hice, aquí puedes ver unas vistas de la isla de Bora Bora desde el hotel en el que me alojé.

como-dejar-de-ser-esclavo-del-dinero

¿Sí no puedes disfrutar de la vida cuál es el objetivo de ahorrar?

Por eso siempre he sido muy partidario de la Ley de Pareto: detectar el 20% de las acciones que producen el 80% de los resultados. O dicho de otra manera: centrarme en aquello que produce los mayores resultados con el mínimo esfuerzo.  Si hablamos de ahorrar, un cambio de hábitos produce grandes resultados con un esfuerzo mínimo.

Olvídate de mirar de reojo tu cuenta corriente. Cambia tus hábitos y ahorrarás con facilidad.

En mi caso, estos son los 5 hábitos que te voy a mostrar me han ayudado a ahorrar un 30%-40% de mi sueldo durante los últimos años fácilmente y son los que te recomiendo:

#1 No te endeudes… salvo en momentos estratégicos

La deuda es el motivo número 1 por el cual la mayoría de las personas son esclavas del dinero. Pero la deuda en sí, no es mala. De hecho, la deuda es un instrumento que bien aprovechado, puede ayudarte financieramente. Lo que sucede es que la mayoría de las personas no saben cuando endeudarse.

Para saber cuando endeudarte, debes distinguir entre los dos tipos de deuda: la deuda buena y deuda mala.

La regla para ahorrar es bien simple: evita la deuda mala y aprovecha la deuda buena.

La deuda mala es aquella que te hace perder dinero. Es la deuda que utilizas para comprar un bien que pierde valor con el tiempo. Por ejemplo, endeudarte para comprar un televisor, una moto o un coche te supondrá un coste adicional que jamás vas a recuperar. Adiós a tus vacaciones en Polinesia.

La deuda buena es la que pone dinero en tu bolsillo. Es la deuda que utilizas para comprar un bien que aumenta su valor con el tiempo. Algunos ejemplos:

  • Endeudarte para pedir una hipoteca a un tipo de interés bajo, es deuda buena porque casi con total seguridad la vivienda se revalorizará a un tipo de interés mayor que el de la deuda.
  • Endeudarte a un tipo de interés bajo para financiar un negocio con alta probabilidad de ser rentable es deuda buena porque recuperarás el capital a un ritmo mayor que los intereses que debes pagar.

Donald Trump por ejemplo, construyó su imperio a base de utilizar la deuda inteligentemente. Se endeudó para construir edificios cuando los precios estaban por los suelos multiplicando su rentabilidad al venderlos o alquilarlos. Ahora puede viajar en su avión privado a Polinesia siempre que quiera.

#2 Minimizar tus gastos fijos

Otro aspecto fundamental si no quieres acabar siendo esclavo de tu salario. Los gastos fijos son aquellos que no puedes eludir y que tienes que pagar mes a mes y por tanto los que te  obligan a seguir trabajando. Las cuotas de la hipoteca u otros préstamos son el ejemplo más claro.

Aunque endeudarse para comprar una casa puede ser una buena decisión desde el punto de vista económico, no tiene porqué serlo desde el punto de vista financiero.

A pesar de que la deuda buena ponga dinero en tu bolsillo, a veces el riesgo que corres no merece la pena. Si odias tu trabajo, una deuda a 30 años puede ser una condena.

Si quieres endeudarte corriendo el mínimo riesgo, asegúrate de que…

  • Dispones de un buen “colchón” de dinero: deberías poder pagar tus gastos fijos al menos durante un par de años con tus ahorros. Tiempo suficiente por si tienes que buscar un nuevo trabajo.
  • Tu situación laboral es estable: llevas años trabajando en tu empresa, estás consolidado y la empresa funciona bien (sus ingresos y beneficios han sido estables al menos durante los últimos 5 años).
  • Tienes otras fuentes de ingresos: ya sean a través de inversiones u otras actividades fuera de tu trabajo (dando cursos, montando tu propia empresa, etc).

#3 Automatizar tus cuentas

Esta es sin duda una de las acciones que menos tiempo te llevará y más beneficios te reportará. Te recomiendo que automatices tu dinero de 2 formas:

  • Teniendo una cuenta para gastos: transfiere a esta cuenta todos los meses una cantidad fija que cubra tus gastos básicos (alquiler o hipoteca, luz, agua, comida). Mete siempre un poco más de lo necesario para hacer frente a cualquier imprevisto. Esta cantidad no debería superar el 50% de tu sueldo neto.
  • Invirtiendo automáticamente todos los meses: destina una cantidad fija a comprar todos los meses participaciones en fondos de pensiones o fondos de inversión (la opción más adecuada depende de tu situación). Un 15%-20% de tu sueldo es suficiente.

El resto del dinero podrás gastarlo en salir a cenar, comprarte ropa o unas vacaciones. Si tienes algún imprevisto, siempre podrás tirar de la cuenta de gastos o vender parte de tus inversiones.

#4 Tener varias fuentes de ingresos

Tener varias fuentes de ingresos es una magnífica estrategia no solo para ahorrar, sino para hacerte millonario.

Que tus ingresos dependan solo de tu salario es correr un riesgo innecesario. ¿Qué pasará si te echan o si la empresa cierra? Por el contrario, si tienes otras fuentes de ingresos, ya no dependes de tu salario.

La manera más obvia que tienes de obtener otros ingresos es invirtiendo tus ahorros. Comienza a ahorrar cuanto antes y haz inversiones por pequeñas que sean. Compra acciones o fondos de inversión que distribuyan dividendos periódicamente que sean sostenibles a largo plazo. Si bien desde el punto de vista fiscal no es lo más óptimo, percibir una pequeña cantidad de dinero periódicamente te motivará a ahorrar más.

La idea es que al cabo de unos años los ingresos de tus inversiones puedan cubrir la mayor parte de tus gastos habituales. Si sigues los consejos que te estoy dando, en un plazo de 6-8 años es factible cubrir la mitad de tus gastos habituales con tus inversiones.

#5 Tener una visión a largo plazo

No olvides el propósito de ahorrar dinero: financiar tu libertad.

Robert Kiyosaki en su libro “Padre rico, padre pobre” establece una medida muy simple para medir tu libertad financiera. Divide el dinero que tienes ahorrado entre tus gastos mensuales. Eso te dará el número de meses que podías estar sin trabajar.

Si por ejemplo tus gastos mensuales son 1.000 euros y tienes 30.000 ahorrados, tendrías 30 meses de libertad financiera.

La clave, por tanto, está en recordar que pequeñas metas a corto plazo pueden suponer alcanzar grandes metas a largo plazo. Por ejemplo, ahorrar 500 euros al mes e invertirlos al 8% suponen casi 80.000 euros al cabo de 10 años. Suficiente para comprar 5 años de libertad financiera.

dejar de ser esclavo del dinero

500 euros al mes pueden convertirse en casi 80.000 en 10 años

Pensar de esta manera tiene dos beneficios:

  • Te mantendrá motivado: ya verás el ahorro como un juego. El objetivo es bien simple: conseguir incrementar tu libertad financiera todos los meses.
  • Afrontarás tu trabajo de otra manera: compara una persona que disponga de 5 meses de libertad financiera con una que disponga de 5 años. Poder financiar 5 o 6 años tu estilo de vida sin necesidad de trabajar eliminará de un plumazo la mayoría de tus preocupaciones laborales.

# Bonus

Si quieres profundizar más en todos estos conceptos te recomiendo 3 acciones con las que cambiarás tus hábitos de ahorro rápidamente:

  • Leer algún libro de Robert Kiyosaki: aunque tiene 15 o 20 libros diferentes, con leer los dos o tres primeros captarás el 90% de sus ideas. El resto son refritos de sus primeros libros. No esperes hacerte millonario tras leer sus libros, pero sin duda aumentarás tu inteligencia financiera.
  • Visitar el blog “I will teach you to be rich”: Ramit Sethi tiene multitud de recursos gratuitos sobre ganar dinero que cambiarán tu percepción del mismo.
  • Leer el libro “A random walk in Wall Street: desconozco si está disponible en español pero este libro es lo único que necesitas leer para aprender sobre bolsa. Una estrategia sencilla y 100% automatizable que te garantiza hacer crecer tus ahorros a largo plazo.

Sobre David García

Fundador y autor en Caza tu trabajo, un blog independiente sobre desarrollo personal y profesional con más de 100.000 lectores al mes. Me gusta ayudar a personas inconformistas a mejorar su situación personal y profesional y alcanzar sus metas.

Artículos relacionados

2 thoughts on “Cómo dejar de ser esclavo del dinero

  1. Elisabet dice:

    Hola David,

    Me gustaría tener algo más de conocimiento en materia de educación financiera, pero cada vez que busco en internet sobre el tema lo que más encuentro son páginas cuyo objetivo real es venderte cursos, promesas de dinero fácil mediante negocios piramidales o multinivel, y no me interesa nada de eso.
    A mí lo que me interesaría es tener más conocimiento sobre el funcionamiento de las finanzas (ahorros, inversiones, etc) para llegar a tener unos hábitos más sanos en cuanto al manejo del dinero y poder llegar a invertir una pequeña parte de mi sueldo para poder darle cierta rentabilidad, pero siendo prudente en un principio.

    ¿Podrías, por favor, recomendarme algún blog, canal de youtube, libro, de educación financiera que sea claro, entendedor y que no pretenda estafarte directamente?

    Muchas gracias,

    Elisabet

    1. Hola Elisabeth, los que te recomiendo en el propio artículo son un buen punto de partida, pero si tuviese que escoger solo uno, sería “Un Paseo Aleatorio Por Wall Street”.

Deja un comentario