Cómo hacer un curriculum sin experiencia

Desde hace ya unos meses son varias las personas que me han pedido que escribiese este artículo a través del canal de youtube de Caza tu trabajo y a través de comentarios en el blog. Y es que escribir un curriculum sin experiencia es el primer desafío con el que se encuentran muchos jóvenes que finalizan sus estudios, y quieren acceder al mercado laboral.

Escribir un curriculum sin experiencia es mucho más difícil de lo que parece, puesto que no es nada fácil encontrar tu ventaja competitiva, esa que te ayude a encontrar trabajo cuando ni siquiera tienes experiencia laboral.

Así que he rescatado mi CV de aquella época, he investigado mucho en Internet, y en este artículo te voy a contar las claves para que puedas construir un curriculum que marque la diferencia aún si no tienes experiencia.

Recuerdo que hace unos años, cuando terminé mis estudios comentaba con mis amigos lo frustrante que era ver ofertas de empleo que encajaban con nuestro perfil, pero en las que pedían años de experiencia. La pregunta que todos nos hacíamos era “¿cómo voy a conseguir experiencia si nadie está dispuesto a dármela?”, parecía un callejón sin salida, pero gracias a que todavía no había comenzado la crisis económica, no nos fué muy difícil encontrar nuestro primer empleo.

Hoy la situación es bien distinta: un mercado laboral que ofrece escasas oportunidades, y gran cantidad de gente muy preparada y muy cualificada que tiene que competir por esas pocas ofertas de empleo. Por eso es necesario no sólo ser mejor, sino ser diferente al resto si quieres conseguir tu primer trabajo. Así que voy a comenzar dándote unas claves de lo que debes hacer si quieres que tu curriculum sea una máquina de conseguirte entrevistas. Presta atención y toma nota:

 

Claves para hacer un curriculum sin experiencia

#1 Crea tu propuesta de valor

Lo primero que debes hacer para construir tu propuesta de valor: esto es, definir las ventajas y beneficios que obtendrá la empresa que te contrate, frente a la opción de contratar a otra persona. Esto implica ponerte en el lugar de la empresa y pensar: ¿Por qué deberían contratarte a tí y no a otro?

Para diseñar tu propuesta de valor personal, debes pensar en tu punto de máxima contribución: aquello que te gusta hacer, se te da bien, y aquello por lo que la empresa te va a pagar.

punto de maxima contribucion

 

Haz un listado de aquellas asignaturas que más te gustasen en la carrera (normalmente serán las que se te den bien), y un listado de posibles empleos que se basen en esas asignaturas. Por ejemplo:

  • Si te gusta la contabilidad, finanzas de empresa y dirección empresarial, tal vez te gusten puesto de auditoría, consultoría, o análisis financiero.
  • Si te gusta la programación, las bases de datos, el desarrollo de algoritmos, y los ordenadores, probablemente te guste algún puesto técnico de gestión de bases de datos o desarrollo de aplicaciones.

Tu propuesta de valor personal y tu punto de máxima contribución son el punto de partida para comenzar a construir tu curriculum.

#2 Busca tu ventaja competitiva

Si ya has definido tu propuesta de valor personal y tu punto de máxima contribución, lo siguiente es buscar ventajas competitivas, es decir, aquello que te hace único y te diferencia de otros candidatos: idiomas, estudios en el extranjero, Masters, cursos adicionales de formación.

#3 Céntrate en tus competencias y habilidades

Ya que no tienes experiencia laboral, céntrate en tus competencias y habilidades. Éstas las puedes haber desarrollado en la Universidad o por ejemplo, en trabajos de verano, ONGs, u otras actividades como deportes o asociaciones de estudiantes.

Si por ejemplo has presidido una asociación de estudiantes, puedes listar competencias como “Liderazgo”, “proactividad”, “iniciativa” o “motivación”. Si has trabajado en una ONG, o un campamento puedes listar “trabajo en equipo”. Si has sido socorrista puedes listar “compromiso, “responsabilidad”.

#4 No te centres en ser mejor: céntrate en ser diferente

Busca además un punto que te diferencie de otros candidatos. Utiliza todo lo que has recabado de los apartados anteriores para construir tu historia. Ve más allá de un mero listado de estudios y competencias y busca transmitir personalidad en tu CV.

#5 Personaliza tu curriculum a cada oferta de empleo

Una vez tienes el boceto de tu curriculum, ten en cuenta que es fundamental personalizarlo para cada oferta de empleo. No existe un formato o curriculum único que sirva para todo, así que adapta tu historia a lo que quiere la empresa para aumentar tus posibilidades de éxito.

#6 Hay vida más allá de tu CV

Un último consejo, por muy bueno que sea tu CV no te conseguirá ninguna entrevista si no lo usas adecuadamente: cartas de presentación, networking, y comenzar a desarrollar tu marca personal, son pasos esenciales para obtener una ventaja competitiva frente a otros candidatos, y multiplicar así tus opciones de conseguir empleo.

 

Cómo hacer un curriculum sin experiencia

Ahora que ya hemos repasado los aspectos fundamentales vamos a ver paso a paso cómo elaborar tu curriculum de acuerdo a todo lo que hemos visto.

Puedes ver un ejemplo del curriculum que yo utilizaría hoy si no tuviese experiencia laboral y quisiese conseguir empleo.

También puedes ver el video “Cómo hacer un curriculum sin experiencia” directamente en mi canal de Youtube.

#1 Formato

Lo ideal es utilizar un formato limpio y claro, que permita al entrevistador centrarse en la información relevante sin distracción ninguna. Si estás pensando en utilizar un formato predeterminado de Word para tu curriculum o en descargarlo de alguna web, piénsalo dos veces: eso es lo que hace todo el mundo! Necesitas diferenciarte, así que lo mejor es crear tu propio formato, de esta manera, te garantizas ser único y diferente.

Basta un programa como Word u Open Office (es como la versión de Word en software libre), y una hoja en blanco para empezar. Presta atención a los siguientes puntos a la hora de elaborar tu propio formato de curriculum:

  • Tipografía de la letra: lo mejor es usar Arial 9-11 puntos, Times New Roman 12 puntos o Calibri 11 puntos.
  • Colores: Mejor blanco, negro y escalas de grises, o si usas colores, haz una prueba e imprime en blanco y negro, para asegurarte que no hay problemas de lectura si se imprime de esta manera.
  • Nombre del archivo: debe ser del tipo NombreApellido_TituloOferta.doc

#2 Estudios

Probablemente la parte más importante de un curriculum sin experiencia, tus estudios deben demostrar que estás cualificado de sobra para desempeñar el puesto del trabajo al que optas. En este sentido, debes tomar como partida el punto de máxima contribución detectado anteriormente y construir este apartado a partir de él. Un ejemplo:

Grado en Administración y Dirección de Empresas. Especialización en Finanzas Corporativas, Contabilidad y Matemática Financiera. Cursos adicionales: Economía, Auditoría. Erasmus en la Universidad de Paris.

Fíjate que el título es sólo la primera parte de la línea, a continuación enumeras aquellas asignaturas en las que has tenido un mejor desempeño o te has especializado, o sencillamente te gustan más. Esto te diferencia del 99% de la gente que sólo lista el título universitario. Si por ejemplo eres el primero de tu promoción o has sacado notas brillantes en ciertas asignaturas, menciónalo o adjunta tu expediente.

Recuerda, no basta con mencionar tus estudios, hay que marcar la diferencia.

#3 Habilidades y competencias

El siguiente punto son las habilidades y competencias, éstas constituyen junto con tus estudios, tu propuesta de valor. Haz un listado al principio de tu curriculum tus habilidades y competencias más destacadas para el puesto de trabajo, y deja para el final, las capacidades técnicas y el detalle de los idiomas.

Al principio de tu curriculum pondrías algo del estilo:

  • Estudiante multilingüe: español, inglés y francés. Disponible para trabajar en el extranjero.
  • Capacidad de Liderazgo: presidente de la asociación de estudiantes de la facultad de Economía y Empresa.
  • Trabajo en equipo: voluntario en ONGs.
  • Persona con iniciativa: Erasmus en Francia, 5 años de estancias en el extranjero en verano.
  • Ambición: “Imposible no está en mi vocabulario”

Como ves, para cada competencia he listado una serie de hechos que la explican, e incluso, he añadido un toque personal al final citando una frase de Napoleón. Puede parecer arriesgado, pero de nuevo, buscas diferenciarte.

Como hemos dicho al final irían el resto de competencias, como por ejemplo:

Idiomas: inglés, francés, español.

Competencias: Microsoft Office, Bases de Datos. Modelización financiera y contabilidad en Excel.

#4 Información adicional

No está de más adjuntar información adicional como por ejemplo, el puesto de trabajo al que deseas optar. Eso también muestra tus intenciones y deja claro a tu futuro empleador por donde quieres encaminarte. También puedes incluir aquí cursos adicionales que hayas hecho y que sean relevantes al puesto de empleo.

Con todo esto ya tienes un punto de partida para tu curriculum, y recuerda, la clave cuando no tienes experiencia, es la diferenciación y originalidad: tu curriculum debe causar el máximo impacto posible en el mínimo tiempo posible.

 

Si conoces a alguien que esté haciendo su curriculum, y no tenga experiencia, comparte con él el artículo y ayúdale a elaborarlo!

Comentarios

  1. Oscar Jhoan Chan Gonzalez
  2. Mar
  3. Giancarlo
  4. Luis
  5. Ricardo
  6. Tania
  7. Elena

Deja un comentario